Blog
VD Greenwashing portada

Greenwashing: tipos y cómo identificarlo

El greenwashing es un término que cada vez vamos conociendo más por desgracia. Se puede definir como el intento de una empresa, en muchos casos descarado y en otros no tanto, de lavar su imagen con un producto o servicio que pretende hacernos olvidar lo contaminantes que son, quiere mostrar su cara más verde u ocultar que es una empresa poco sostenible. Algo que marca este greenwashing es que estas entidades no son consecuentes con su política empresarial, han hecho un lavado pero solo superficial, por lo que la capa verde es muy fina.

Una entidad puede hacer algo puntual para desligarse de la contaminación que caracteriza su método de producción, mostrar que le importa la sostenibilidad y lo puede comunicar. Pero realmente, una comunicación comprometida es aquella que no se deja engañar, distingue lo que hay de forma global… y luego destaca lo local. Son aquellas pequeñas acciones que contribuyen a que una empresa que mola, sea aún más interesante.

Tipos de greenwashing

El maquillaje o lavado de cara puede variar en forma y tamaño, estos serían algunos tipos:

  1. Vender mentiras. Decir que has hecho algo cuando luego no es real. Ej: Adidas dijo que había eliminado todos los componentes tóxicos en sus prendas, pero tardó 3 años en hacerlo.
  2. Maquillaje. Utilizar palabras que suenan a verde, sostenible… pero no tener nada que ver con ello. Biocentury, biofrutas- que luego pasó a llamarse bifrutas o las toallitas bio que poco tienen de bio puesto que se degradan en muchos años.
  3. Cualidad que es normal que no tenga pero que resaltamos. Ej: sin cfc cuando desde 1995 se prohibió su uso y es normal que no lo tengan, o poner en tu etiqueta sin aceite de palma cuando ese producto no ha tenido aceite de palma jamás.
  4. Verdes pero a medias. Dicen que reciclan todos sus productos pero no es así. A veces nos metemos en un embrollo como decir que reciclamos todo cuando luego no es real, por falta de recursos o porque no hemos informado a nivel interno de cómo hacerlo. Ej: tiendas de comida rápida donde hay contenedores de todo tipo pero luego ves que la gente no separa adecuadamente u oficinas en las que se separa en contenedores verde, azul, marrón y amarillo pero luego quién recoge esos residuos los echa al mismo cubo.
  5. Verdes por fuera pero y ¿por dentro? La famosa obsolescencia programada, componentes de móviles muy contaminantes, cuyo envoltorio parece verde pero realmente no presentan características verdes… Ej: Bosque Verde, una línea de productos de limpieza de Mercadona que parece muy verde pero solo tiene el color de sus envases.
  6. Resultados no reales. Cuando dices medias verdades o no hablas de todo lo que hay detrás, como calcular la huella de carbono y decir que recoge todos los impactos de la empresa, pero luego ser una huella a la que le faltan cosas, no ser transparente mostrando el cálculo o informe…

Greenwashing pintando de verde una empresa que no lo es

Esto es muy bonito pero, ¿cómo sabemos si hay greenwashing detrás de un producto?

Lo primero para poder discernir esto es ser una persona inquieta, que se educa diariamente, que le gusta informarse y formarse. Después viene saber diferenciar entre algo exagerado, que aboga por prácticas cuestionables o que choca con la imagen que tenías de esa empresa.

Aquí algunas cosas de las más comunes que suelen ayudar:

  • No por tener un embalaje verde el producto es verde: ojo al packaging, lee las etiquetas.
  • Busca pruebas e infórmate de que los productos son sostenibles: etiquetas conocidas o certificaciones.
  • Cuidado con el slogan: la palabra natural, bio o eco están muy manidas pero no siempre se usan de forma adecuada y pueden llevar a engaño.
  • Si falta información, desconfía: los productos realmente respetuosos con el medio ambiente proporcionan información detallada, si somos verdes debemos ser transparentes, nuestra fuerza está en mostrarnos tal cual somos al mundo.
  • Analiza a quién compras y no solo un producto: que una empresa tenga una línea de productos sostenibles no implica que cuide realmente del medio ambiente. Mira su web, su política ambiental o bichea por redes.

Independientemente del greenwashing no todo es malo, también hay marcas que evolucionan, mejoran sus procesos, crean una línea de productos verdes y su estrategia futura es ser más sostenibles. Para huir del greenwashing es fundamental la COHERENCIA, una palabra que suena muy bien y que hay que aplicar no solo a un cachito de ti sino implementarlo en toda la entidad:

  • Con prácticas sostenibles en todos los procesos. Aplicando no de forma superficial sino siguiendo una estrategia y marcándote unos objetivos.
  • Compromiso social y ambiental real, unido a acciones de RSC que des a conocer a proveedores, clientes y personas que trabajan en tu empresa.
  • Trabajar para reducir las emisiones. Cuando calculas tu huella de carbono ya partes de un punto, mejorar esa huella, compensarla y actuar son partes de tu coherencia.
  • Transparencia: si algo es verde explica porqué lo es, qué lo diferencia, pero si no lo es, di sin tapujos cómo quieres mejorarlo, qué estas haciendo por cambiar…

Cuando comunicamos un producto o servicio verde tenemos una doble tarea, mostrar su diferenciación y hacer una labor de sensibilización a la ciudadanía. Hay que transmitir al público de forma clara las cualidades que vendemos y cómo de sostenible somos a todos los niveles.

Y ya sabes que si no lo comunicas al mundo, no sabrán que estás apostando por un modelo de negocio más sostenible, mejorando procesos, siendo menos contaminante, cuidando el entorno, apoyando a comunidades locales…

Si necesitas apoyo para lanzar tu producto o servicio verde, nos tienes a un clic. Puedes enviarnos un email a hola@verdesdigitales.com

Comparte

Entradas Relacionadas

¿Tienes entre manos lanzar un proyecto de educación ambiental? Nadie puede asegurar el éxito, pero p...
Participas en un proyecto muy chulo en tu barrio para fomentar la separación de residuos. Gestionas ...
La economía azul se centra en la explotación sostenible de los océanos, mares, lagos, etc. para gene...
El marketing verde y la educación ambiental son dos disciplinas que, de entrada, pueden parecer muy ...

2 respuestas

  1. Me parece super interesante que el greenwashing se este volviendo muy común en las grandes empresas, y nosotros como público absorbemos todo sin darnos cuenta. Por eso esta bueno informarse más, y no dejarnos engañar tan fácil. D

    1. Se está convirtiendo en la estrategia de marketing por excelencia. Pero si, justamente por eso es fundamental que nos informemos y analicemos lo que nos llega con ojo crítico

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.