La sostenibilidad como ventaja competitiva

Posted · Add Comment

Ayer, una sorpresa. En una perfumería te preguntan si quieres bolsa, en lugar de encasquetártela antes de que hayas abierto la boca para decir que no te la ponga. Después, en una tienda de ropa, en una etiqueta ves la palabra «orgánico» y pone algo de sostenibilidad. Sí, sostenibilidad es la palabra de moda, pues se ha visto que constituye una ventaja competitiva. Lo más bonito de todo es cuando tomas conciencia de que, para ciertas empresas, es más que una palabra o una pequeña medida, y constituye la base de su modelo de negocio.

¿Qué tiene la sostenibilidad que nos gusta tanto?

La RAE sólo da dos acepciones para el término «sostenible». La primera, es algo que se puede sostener, y, la segunda, nos remite al concepto que tanto se está usando en economía y ecología.

Nos gustan las cosas que se pueden sostener. Significa que pueden mantenerse durante un tiempo prolongado. Las empresas que optan por la sostenibilidad como estrategia transversal, que parte de su misión, visión y valores, son empresas que cuentan con muchos beneficios en comparación con el resto.

Rentabilidad y retornabilidad. Así lo definirán a corto y largo plazo los/as accionistas. Y, por nuestra parte, además de dinero vemos especies animales y vegetales, salud mental y física, menos migraciones por el clima y más justicia social.

Ventajas de una estrategia por la sostenibilidad

Ya lo estamos comprobando. Hay empresas que son ejemplo de buen hacer y sostenibilidad. Mejoran su visión de marca, se posicionan en el mercado como referentes en buenas prácticas y gestionan mejor cualquier crisis informativa. En definitiva, como consumidores, nos gustan, y esto nos hace ser más benévolos con ellas, pues sabemos que son buenas para el entorno.

Todo esto, como era de esperar, hace que sus productos y servicios sean mejor recibidos. Surgen nuevas oportunidades de mercado en relación a la sostenibilidad, ya que todo puede plantearse de otra manera. Las ONG prestan su apoyo a las empresas que toman estos caminos, y así surge una mayor flexibilidad en los mercados. Si antes entrar a mercados maduros y emergentes se veía como visión imposible, ahora emprendedores y emprendedoras pueden tener menos miedo. El consumo responsable se está haciendo fuerte, y los últimos estudios muestran que no es una moda, sino una tendencia. La información ha calado, hay más concienciación.

¿Qué hay de la productividad de costes? Los costes de recursos y energía son menores. Aparte, una cultura de empresa basada en la sostenibilidad favorece que los/as empleados estén más satisfechos/as y haya más productividad. Cuando hay un sentido superior en el trabajo que se realiza, hay menos peticiones de aumento de sueldo. Asimismo, se producen menos reclamaciones, más implicaciones y menor coste de contratación y retención. La sostenibilidad se ve como un valor añadido.

La guinda del pastel: saberlo comunicar

¿Crees que la sostenibilidad debe ser la base y aplicas sus directrices a todos los niveles? Es necesario saberlo comunicar. Así, puedes ayudar a más personas a decidirse por productos con menor huella ecológica, servir de ejemplo a otras empresas y aumentar tu venta. Si tu producto tiene características verdes, mejor que tu público las conozca cuanto antes.

Gracias al marketing 3.0, consumidoras y consumidores se han vuelto más activos/as. Interactúan más.

El boca a boca ha adquirido nuevos espacios, y ahora podríamos llamarlo teclado a teclado. Comentarios en webs, reviews por iniciativa propia, puntuaciones en Play Store… Las mejores embajadoras y embajadores de marca son quienes te compran los productos y adquieren tus servicios, un cliente contento hablará bien sobre lo que ha comprado y será prescriptor de tu marca. Además, los costes de publicidad se reducen cuando das a la gente motivos para hacer públicos comentarios positivos en relación a tu marca.

Otros efectos colaterales de aplicar la sostenibilidad a tu negocio son los de menor coste de atención al cliente y menor coste de desarrollo de producto, al abrirle las puertas a la co-creación con consumidores/as.

En Verdes Digitales apoyamos a las empresas verdes para que enfaticen su compromiso con la sostenibilidad. No hay mejor carta de recomendación y Call to Action que una comunicación que nace de tu misión y valores y que los sabe representar. Si te decides por llevar la sostenibilidad a otro nivel, déjanos acompañarte.

Fuente:

Marketing 3.0 de Philip Kolter, Kartajaya y Setiawan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.